El colibrí

Para despertar el interés de la hembra, el macho realiza una danza. Después que las hembras han sido fecundadas, construyen un pequeño nido forrado interiormente de la tela de araña, algodón, liquen o musgo. A menudo el nido es construido en un arbusto de poca altura. La hembra pone dos huevos en un periodo de dos días y los empolla durante 14 a 19 días. Luego, los colibrís alimentan a sus hijos durante unas tres o cuatro semanas. La hembra va al nido en este tiempo hasta 140 veces al día para alimentar sus crías.