Los alimentos son sustancias solidas o liquidas que nos aportan

nutrientes para la subsistencia de los seres vivos.

 

Sirven para proporcionarnos la energía necesaria para nuestro cuerpo,

y para proporcionarnos la materia necesaria para la construcción y mantenimiento de nuestro organismo.

 

No aportan carbohidratos, minerales, vitaminas, proteínas y grasas o lípidos.